domingo, 29 de agosto de 2010

Rose mystère...


Si la vida fuera un cuento, Belén Ortega sería el hada madrina de las Beauty Bloggers. Por medio de su excelente blog, Beauty Hunter, ella siempre nos trae la mejor info, nos permite probar los últimos lanzamientos de la cosmética para luego poder dar nuestra opinión y nos invita a eventos en los que nos tratan como reinas.

Esta vez, Belén me invitó a un evento muy especial. La cita tuvo lugar en mi beauty spot favorito de la ciudad: La Maison Lancôme (a estas alturas no necesito aclarar por qué es mi lugar favorito, ¿no?).


Pronto les cuento qué sucedió del otro lado de esa puerta... ;)


¡No se lo pierdan!




Share/Save/Bookmark

domingo, 15 de agosto de 2010

CONSEJITOS: Compartir o no compartir…

¡esa es la cuestión!




En diversas ocasiones (cuando nos estamos arreglando para salir, durante las vacaciones, en la oficina, en la universidad, cuando vamos a retocarnos durante una velada) la mayoría de las mujeres compartimos nuestros cosméticos con nuestras hermanas, madres o amigas.

A simple vista prestar los cosméticos no presentaría riesgo alguno, ¿pero qué sucede con aquellos microorganismos presentes en los productos que no podemos ver?

Dicen los especialistas de piel que los maquillajes funcionan como vehículo para conducir los microorganismos que pululan de una piel a otra. La mayoría son inofensivos, y hasta algunos necesarios, pero otros podrían ser los responsables de algunas enfermedades contagiosas de esas que nadie desearía tener.

Es decir que desde el momento que empezamos a utilizar un nuevo lápiz labial, por ejemplo, este adquiere los microorganismos presentes en nuestra piel; y si se lo prestamos a una amiga, se los pasamos a ella también.

Los más extremistas aseguran que no se puede compartir nada de nada, que hasta compartir el rubor podría llegar a ser peligroso, otros aconsejan evitar todo tipo de “préstamo maquillístico” tan solo cuando tenemos alguna enfermedad contagiosa y los más relajados dicen que viven compartiendo sus cosméticos porque nunca tuvieron inconvenientes.

Quizá sea cuestión de encontrar el equilibrio. En lo personal, creo que hay algunos cosméticos que jamás se deberían prestar y otros que, si tomamos ciertos recaudos, se pueden compartir sin problemas:

Las brochas, los pinceles y los demás aplicadores de maquillaje se podrían compartir, pero siempre hay que limpiarlas y desinfectarlas luego de utilizarlas.

Todo lo que se aplica en los labios, ya sea lápiz labial, gloss, bálsamo, delineador o algún otro producto similar, debería ser de uso personal solamente. La única excepción podría ser que lo apliquemos siempre con un pincel y que no nos olvidemos nunca de limpiar ese pincel luego de utilizarlo. Si somos de aplicar este tipo de productos con los dedos… antes de prestarlo habría que pensarlo dos veces… ¡por amor al prójimo!

Compartir el delineador líquido, el corrector y la máscara de pestañas directamente debería estar terminantemente prohibido. Acá me pongo totalitaria porque los ojos son muy delicados… no conviene arriesgarnos. El lápiz delineador se puede compartir si le sacamos punta después de cada uso.

Las sombras para párpados compactas se pueden compartir si también somos cuidadosas con los aplicadores y lo mismo sucede con los polvos y rubores compactos.

En cuanto a los productos fluidos, como las bases de maquillaje, los iluminadores o las sombras en crema-gel, todo depende del envase y del modo de aplicación. Por ejemplo, si la base viene en un frasco cerrado y con un dosificador que nos permite tomar la medida justa sin meter los dedos en el producto, no hay problema; pero si viene en un potecito y tomamos el producto directamente con los dedos, no conviene compartirlo, salvo que siempre utilicemos una brocha o una espatulita limpias para tomar la cantidad de producto necesaria.

Me imagino que ni hace falta que les recuerde la importancia de lavarnos las manos antes de comenzar a maquillarnos para evitar contaminar nuestros cosméticos, aunque no los compartamos.

Si todo esto suena muy alarmante, por suerte hay un dato tranquilizante. La mayoría de los cosméticos incluyen en sus fórmulas conservantes para evitar que se contaminen, pero hay que prestar atención al período después de abierto (ese dibujito de un frasquito abierto con el número de meses en el centro que figura en la mayoría de los envases) porque cuando se cumple dicho período los conservantes pierden su efectividad.


A mi me gusta compartir los cosméticos tomando ciertas precauciones.

¿Ustedes comparten sus cosméticos?



Share/Save/Bookmark

martes, 3 de agosto de 2010

El reinado del maquillaje natural


Mientras nos tratamos de amigar con este frío polar que no se quiere ir, les propongo soñar con el maquillaje vamos a usar cuando llegue la primavera.

El maquillaje que más se destacó en las semanas de la moda internacionales fue, sin dudas, el maquillaje natural (conocido en inglés como nude makeup); y es que sin importar el tono de piel o los rasgos de cada mujer, este tipo de maquillaje siempre resulta favorecedor.

Las invito a viajar por las capitales del mundo para apreciar el reinado de este look tan práctico y prolijo que cada temporada se reivindica como un clásico.

Primer destino: Milán

En la pasarela primavera 2010 de Emilio Pucci el maquillaje natural representó juventud y frescura. Los labios apenas rosados y los párpados ligeramente tonalizados.


Durante el desfile de la colección de Gucci, las modelos lucieron un maquillaje natural ultrasofisticado. El foco estuvo en la piel, que se veía perfecta.


Segundo destino: Paris

En la ciudad más romántica del mundo, las modelos que desfilaron la colección de Chloé lucieron un makeup nude para enamorar, todo nacarado y bien iluminado.


En la pasarela de Stella McCartney, el look se vio muy "puro". La piel impecable, el maquillaje imperceptible, todo en armonía con la filosofía de la diseñadora ecologista.


El maquillaje de Dries Van Noten me resultó un tanto andrógino. Labios mimetizados con una piel mate.


Tercer destino: Londres


En la semana de la moda londinense no podía faltar el maquillaje de Burberry Prorsum, fresco y luminoso como para hacerle frente a un día de lluvia.


En la pasarela del inglés Matthew Williamson, el maquillaje fue muy veraniego. Piel dorada, luz en el lagrimal y la profundidad apenas marcada.


Último destino: Nueva York

En Nueva York me enamoré del estilo “So Audrey Hepburn!” que lució la modelo argentina Cecilia Méndez durante el desfile de Ralph Lauren. Como una princesa en la gran manzana, con una piel sin imperfecciones, pestañas bien arqueadas, labios rosados y las mejillas apenas ruborizadas.


La versión nude de Vera Wang denota la sencillez del concepto de la diseñadora. Piel mate con iluminaciones estratégicas.


Zac Posen propone un maquillaje natural, pero que se nota; como para salir a disfrutar de una noche de verano en la ciudad que nunca duerme. Párpados perlados, labios y mejillas en rosa, y mucha, pero mucha, iluminación.


De regreso en Buenos Aires, si quieren aprender a maquillarse así, pueden visitar mi publicación del año pasado sobre el maquillaje que no se nota.

¿Por qué creen que cada vez más diseñadores recurren al maquillaje natural cuando presentan sus colecciones?

¿Cuál de todas las variantes les gustó más?

¿En qué situaciones usan el maquillaje natural?



Share/Save/Bookmark

Related Posts with Thumbnails